Emergencias 610444770

Nota de prensa conjunta Asociación Bolera Besaya - Estudio Jurídico BROTSANBERT

Nota de prensa conjunta Asociación Bolera Besaya - Estudio Jurídico BROTSANBERT

LA AUDIENCIA PROVINCIAL DE CANTABRIA RATIFICA LA ABSOLUCIÓNDE LA ASOCIACIÓN BOLERA BESAYA.

 

              El Juzgado de lo Penal nº4 de Santander dictó una sentencia que absolvía a tres miembros de la Asociación Bolera Besaya de un delito contra la salud pública en base a la aplicación del error invencible de prohibición. Sin embargo, tanto el Ministerio Fiscal como los acusados de tráfico de drogas, apelaron dicha sentencia. Así, unos meses más tarde se ha dictado una sentencia en donde se confirma la de instancia, no acogiendo los argumentos del Ministerio Fiscal en cuanto a la aplicación del error como vencible y por lo tanto la imposición de una pena de prisión.

 

                Por otro lado, el recurso de apelación de la defensa, elaborado por el Estudio Jurídico Brotsanbert, argumentó que la absolución no debía ser por la aplicación del error de prohibición invencible sino por la atipicidad de la conducta, es decir, por no ser los hechos constitutivos de delito, al tratarse en este caso de una asociación modelo, que proporcionaba información a sus socios para reducir los riesgos del cannabis y además contaba con un asesoramiento terapéutico especializado.

 

                Este argumento de atipicidad de los hechos llevados a cabo en la asociación, por no afectar los mismos al bien jurídico protegido "salud púbica", no ha sido finalmente acogido por el tribunal, que citando la jurisprudencia del Tribunal Supremo sobre clubes sociales de cannabis, ha confirmado la absolución de instancia por aplicación del error de prohibición invencible. No obstante, un párrafo de la sentencia nos da fuerzas para seguir en la lucha política y jurídica que finalmente acabe reconociendo a estas entidades jurídicas como una forma de consumo personal con organización de un cultivo colectivo. Reproducimos a continuación el párrafo de la sentencia de la Audiencia Provincial de Cantabria:

 

                "Con independencia de la posible bondad de los mismos (razonamientos) en el ámbito político criminal, social o legislativo donde tal vez puedan ser sostenidos y obtener un apoyo e incluso lograr una modificación legislativa que pudiera amparar sus pretensiones, lo cierto es que no son sostenibles en esta vía para conseguir la revocación de la sentencia".

 

                Como conclusión podemos decir que nos alegramos por la confirmación de esta absolución, pero sin embargo el sabor es agridulce; y una vez más, como ya sucedió con la sentencia del Pleno del Tribunal Supremo 484/2015 que condenaba al Club Ebers de Bilbao, se manda un mensaje al poder legislativo para que aborde cuanto antes la cuestión del autocultivo colectivo de cannabis. Cuestión que no puede esperar ni un minuto más cuando se trata de usuarios terapéuticos.

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Aceptar